sábado, 2 de noviembre de 2013

LA BUTACA ARRINCONADA

En mi rincón
se dibujan silencios sin silenciar,
hay gritos callados
que se pintan entre lienzos
y suspiros 
¡con respiración artificial!

En mi rincón
los ojos miran y ven,
los labios soplan aires de libertad
¡la piel se eriza sin miedo!
La boca sonríe sin más

Allí la emoción es libre
¡volando de aquí hacia allá!
Entre sentimientos 
que sienten y pensamientos 
¡que pretenden pensar!

En mi rincón
la mentira lleva sombrero
¡y se lo quita ante la verdad!
Las caricias que no se usan
¡mueren de placer sin avisar!
El triunfo está donde
el morbo termina
¡y la terminación!
Donde la caricia dejó de rozar

En mi rincón
el orgullo se viste con falda
¡y se desnuda ante la humildad!
Las esquinas no tienen luces
¡para a escondidas poderse besar!
La meta está donde
el placer termina
¡y la terminación!
Donde el labio dejó de besar

Allí el pensamiento es libre
¡volando de aquí hacia allá!
Entre razonamientos que razonan
y locuras ¡que pretenden madurar!

En mi rincón
la hipocresía calza sandalias
¡y se descalza ante la sinceridad!
Los ríos corren sedientos
¡para en los mares navegar!
El hoy está donde
lo dejaste hace un momento
¡y el ayer!
Donde el recuerdo le deje estar

En mi rincón
la sensibilidad viste silencios
¡y se desnuda para amar!
El aire corre intrépido
¡para al viento poder alcanzar!
El te quiero está donde
lo mencionaste 
¡y la mención!
Donde la dejes estar

Allí la moral es libre
¡volando de aquí hacia allá!
Entre imaginaciones que imaginan
y te amos ¡que pretenden amar!

En mi rincón...
Huele a libertad
y hay una butaca arrinconada
¡esperándome para soñar!


2 comentarios:

  1. Maravilloso rincón, preciosas palabras salen de él...
    Mina

    ResponderEliminar
  2. Me encanta tu rincón.

    ResponderEliminar